México, ante un cambio histórico

La democracia de habla hispana más grande del mundo —casi 80 millones de mexicanos están convocados a las urnas— tiene este domingo una cita con la historia. Sea quien sea el ganador de las elecciones presidenciales, marcará un hito: el regreso del Partido Revolucionario Institucional (PRI) al poder después de 12 años, el primer triunfo de la izquierda en este país o la primera mujer presidenta de México.

Los 90 días de campaña electoral han dado expresión a un pulso, el del pasado con un futuro ya presente. Todos los candidatos se han ofrecido como una renovación: el favorito destacado en las encuestas, Enrique Peña Nieto, como el nuevo rostro de un nuevo PRI; Andrés Manuel López Obrador, como el líder de una izquierda moderada, reconciliado con las instituciones a las que desafío hace seis años, y Josefina Vázquez Mota —condenada al tercer lugar por los sondeos— como la política “diferente”, que marca distancias con el Gobierno del presidente Felipe Calderón, de su mismo Partido de Acción Nacional (PAN). Los tres han prometido enterrar un sexenio en el que —como dice Daniel Moreno, director del diario digital Animal Político— “a la pobreza y la corrupción se ha añadido la violencia”.

Doce millones de nuevos pobres en estos seis años hasta alcanzar los 52 millones —el 42% de la población—, según cifras oficiales; más de 55.000 muertes vinculadas a la guerra contra el narcotráfico; un crecimiento económico mediocre que ha expandido el empleo informal hasta el 30% de la población activa y una democracia estancada justifican la necesidad de un cambio de rumbo, como han manifestado la mayoría de los mexicanos, sobre todo los jóvenes, verdaderos protagonistas de esta campaña electoral.

¿Cuánto de máscara hay en el cambio al que apela la clase política? El analista Jorge Zepeda subraya la “esquizofrenia” entre ese deseo y la realidad. “En Peña Nieto parecen prevalecer los mitos y los recursos del PRI del pasado; a López Obrador cada vez que se le ha rascado ha sacado su carácter premoderno y Vázquez Mota nunca mostró nada diferente”. Además, “la partitocracia corporativa, los monopolios y los sindicatos son factores que impiden ese giro”.

La urgencia de un golpe de timón ha dividido y polarizado a los ciudadanos, enfrentados ante dos proyectos de país. “Muchos electores, que anteponen la seguridad a la pluralidad, sienten nostalgia por el pasado, por la eficacia de los Gobiernos del PRI mientras que otros muchos asocian ese pasado al autoritarismo y quieren la alternancia que supondría una victoria de la izquierda”, afirma Moreno.

El movimiento juvenil Yo Soy 132, formado por estudiantes de clase media de universidades privadas, está a favor de la segunda opción y ha hecho de la oposición a Peña Nieto y al monopolio televisivo que comparten Televisa y TV Azteca su leitmotiv. Pero, quizá más importante que eso, su protesta ha servido para despertar a la sociedad civil frente a los abusos del poder. Armados de las redes sociales —más de 10 millones de mexicanos están enganchados a Twitter y su número no para de crecer— “han obligado a reaccionar a los políticos y a darse cuenta de que no lo pueden controlar”, comenta Zepeda. Unos 14 millones de jóvenes votarán este domingo por primera vez en unas presidenciales.

La movilización juvenil de estos últimos meses es solo un principio, explica Carlos Marichal, historiador económico del Colegio de México. “Tenemos una burbuja demográfica. La población joven será cada vez más importante en la próxima década. Desde 1990 se han creado 550 universidades privadas y el escenario político dentro de seis años será completamente distinto al actual. En estas elecciones no serán decisivos, pero sí en las próximas”.

La protesta de los jóvenes estalló en la capital mexicana, pero no llegó a cuajar en grandes zonas del país. El DF, gobernado por la izquierda desde 1997, es hoy una isla de seguridad y un faro de democracia, vitalidad cultural y consumismo donde el pago electrónico de los servicios es lo habitual. Una experiencia muy diferente de la que puede tener un pandillero de Ciudad Juárez, donde se mata por 1.000 pesos (60 euros) y a los 17 años ya se ha elegido la canción con la que se quiere ser enterrado.

México vota este domingo por el cambio con la tensión de un pasado que no acaba de alejarse y un futuro que ya se entrevé. El PRI, que se ha beneficiado del vacío dejado por la izquierda y la derecha en el centro político, ofrece un “Gobierno eficaz” y una “democracia con resultados”. La izquierda propone un “cambio verdadero” que acabe con la “mafia del poder” y teme que una victoria del PRI suponga una “restauración autoritaria”. Pero hace ya tiempo que este país dejó de ser un parque jurásico donde los dinosaurios andaban sueltos.

from Portada de EL PAÍS http://elpais.com/internacional/2012/06/30/actualidad/1341071199_222936.html

Anuncios

El PRI lucha por reconquistar el Congreso también

Las presidenciales mexicanas han acaparado la atención, y por buenas razones. Un joven y avasallador candidato de un viejo partido, la primera mujer en disputar con posibilidades reales el cargo más alto de la política y el gran retorno de un político de izquierda que se ha sabido reinventar han producido una vibrante campaña en la que, sin embargo, hay otros 2.126 puestos en disputa, entre ellos los del Congreso, el otro poder del Estado mexicano que va a las urnas y que podría volver a lucir, como hace dos décadas, una aplastante mayoría priista.

“La verdad es que va a ser el desastre del Partido Acción Nacional (PAN) y la recuperación absoluta del Revolucionario Institucional (PRI)”, dice Miguel Osorio Chong, secretario de organización del PRI. Osorio, uno de los políticos más cercanos al candidato priista, Enrique Peña Nieto, hace números y pronostica que, junto con sus aliados, tendrán mayoría en la Cámara de Diputados y “con mayor facilidad” en la de Senadores. Un escenario así no existe en México desde 1991.

El Congreso mexicano se compone de 500 diputados y 128 senadores. Hay 300 distritos electorales y de cada uno de ellos saldrá un diputado. Los 200 restantes se asignan según el porcentaje obtenido por los partidos. La República Mexicana está compuesta por 32 Estados. En cada uno de ellos se elige a dos senadores. Un tercero llegará a la Cámara alta como representante de la primera minoría de cada Estado. Y otros 32 senadores serán, también, asignados por el método proporcional. Los diputados se eligen cada tres años y los senadores cada seis.

“He estudiado los números y es imposible que el PRI y su aliado, el Partido Verde Ecologista de México, ganen 167 distritos”, dice Rafael Giménez, vicecoordinador de la campaña de Josefina Vázquez Mota, candidata del PAN a la presidencia. Giménez menciona 167 distritos porque ese es el número clave de triunfos directos en elecciones de diputados. Con 167 y al menos el 42,2% de la votación, la ley electoral otorga a ese partido los asientos suficientes para tener 251 legisladores. Para Giménez, “tendríamos una Cámara de Diputados con proporcionalidad casi pura”, donde sumados el PAN y la izquierda disputarían el poder a la mayor bancada, que será priista.

Osorio Chong ve un Congreso muy distinto. El operador electoral del PRI cree que ganarán entre 210 y 220 distritos. A esos habrá que sumar los de representación proporcional. La ley, sin embargo, establece un límite para evitar la “sobrerrepresentación legislativa” que impide que cualquier partido tenga más de ocho puntos porcentuales en escaños por encima del porcentaje de votos que logró. Peña Nieto pretende abolir esa cláusula, establecida en 1996 para frenar el dominio priísta de las Cámaras.

“Un presidente con mayoría simplemente tendría una mejor oportunidad de llevar a cabo su programa de gobierno”, ha escrito Peña Nieto sobre ese límite que obliga a negociar para tener la mayoría calificada, indispensable para cambios constitucionales. “Sin mayorías se pierde la capacidad de decidir y transformar, lo que termina por erosionar la capacidad de gobernar”, aseveró el candidato presidencial del PRI.

Con el impulso de la campaña realizada por Andrés Manuel López Obrador, los partidos de la izquierda podrían representar la segunda bancada en la Cámara de Diputados. En cambio, en el Senado serían la tercera fuerza.

Completan la jornada las elecciones en siete Estados —Distrito Federal, Morelos, Guanajuato, Jalisco, Chiapas, Yucatán y Tabasco— donde habrá cambio de gobernador. Ocho renovarán alcaldes y congresos. Las encuestas no son buenas para el PAN. Perdería Jalisco, Estado que gobierna desde hace 17 años, y Morelos, donde lleva 12 años. Salvo la capital, el PRI no da por perdida ninguna otra elección estatal. Como en los viejos tiempos.

from Portada de EL PAÍS http://elpais.com/internacional/2012/06/30/actualidad/1341079157_161753.html

Un país impaciente, listo para saltar

Me gusta pensar que México está condenado a la prosperidad. La historia subyacente de estos años, es la de su lucha contra las amarras que le impiden alcanzarla. En primerísimo lugar, la amarra de la costumbre, la hegemonía mental del pasado. Creo que eso ha quedado atrás.

El nacionalismo revolucionario que engendró al PRI ha sido desplazado a fuego lento por un nuevo paradigma de país que domina incluso al propio PRI. En ese nuevo paradigma, México no huye sino se acerca a Norteamérica, no cierra sino abre sus fronteras, cree tanto en el estado como en el mercado, ha cambiado el campo por la ciudad, la unanimidad por la pluralidad, el silencio por la gritería, la paciencia por la exigencia, el sentido mítico de comunidad nacional solidaria por una diversidad de liberales salvajes que no creen sino en sí mismos y en lo que tienen a la mano.

Es un país en movimiento que deja atrás sus viejas raíces. Muda de piel en el molino gigantesco de sus cambios: la economía que se globaliza, la población que se cuadruplica, la conciencia que deja atrás sus señas de identidad y es cada vez más una fuga hacia el futuro.

Nada que no sea un ciclo sostenido de prosperidad puede dar una respuesta seria a las “grandes emociones y los pensamientos imperfectos” (Rubem Fonseca) de esta masa humana en movimiento. Cualquier otra cosa será repetir la película de luces y sombras que vemos hoy: modernidad y miseria, estabilidad económica y violencia criminal, planta exportadora de primer mundo y economía interna de cuarto.

México necesita una épica de prosperidad, una narrativa creíble de futuro. Puede montarla sobre los ejes que el interregno democrático de doce años ha sembrado al fin en la cabeza de la sociedad mexicana, luego de demoler uno a uno sus mitos: el mito de la revolución, el mito del presidente, el mito del petróleo, el mito del PRI, el mito del enemigo en la frontera norte, y el gran mito del gobierno que da y la sociedad que recibe.

La campaña electoral que termina este domingo ha mostrado con nitidez el paradigma sustituto. Su piedra de toque es el acuerdo mayoritario entre los candidatos de abrir Pemex, la empresa petrolera estatal, a la inversión privada. En esto coinciden candidatos y partidos por los que votará más del 70 por ciento del electorado. Coinciden, fundamentalmente, el PAN y el PRI.

Pemex es una empresa y es un emblema. Abrir Pemex a la inversión privada representa un antes y un después mental de nuestra historia. Quiere decir que México se ha dejado atrás y mira hacia adelante.

Se dirá que falta en ese acuerdo la izquierda, y es verdad. Porque en esto la izquierda que compite hoy, representa el pasado de México. La historia le pasa enfrente y no la esperará. De hecho, le ha pasado enfrente todos estos años sin que ella se atreva a subirse.

Desde 1988, la alianza del PAN y del PRI es la que ha hecho las reformas fundamentales de las que vive el México moderno. La izquierda se ha mantenido al margen de esas decisiones estratégicas, impugnándolas. Sólo ha ido a la vanguardia, y no es poco, en la legislación liberal de costumbres para la ciudad de México –aborto, matrimonios del mismo género con derechos plenos de pareja.

El PAN y el PRI pueden volver a ser aliados en los años que vienen pues coinciden en cuestiones tan fundamentales como poner fin al tabú petrolero. Si pueden cortar juntos ese nudo, podrán cualquier cosa. El que puede lo más, puede lo menos.

Me ha preguntado un periodista chileno qué se juega México en la elección de este domingo. He respondido que se juega la posibilidad de ir más rápido o más despacio hacia la prosperidad.

Un gobierno democrático fuerte, con mayoría clara en el Congreso, irá más rápido. Un gobierno débil, más despacio. Eso lo decidirán los electores mexicanos hoy. Las encuestas indican que habrá un gobierno fuerte, porque el país tiene prisa. Tiene razón. Ha hecho ajustes suficientes con el pasado. Está listo para saltar.

from Portada de EL PAÍS http://elpais.com/internacional/2012/06/30/actualidad/1341088735_430658.html

Espacio público y bien común

El debate sobre Eurovegas tiene tantos matices y permite abordarlo desde tantos puntos de vista, que no es extraño que concite tanta preocupación y tanta pasión. La convergencia de la iniciativa de Adelson y el dramatismo que implica el cambio de época que atravesamos convierten el tema en paradigma de muchos dilemas y encrucijadas. Solo hace falta leer el significativo artículo que dedicó a Eurovegas y el pretendido interés público del tema una autoridad jurídica y moral de este país como es el profesor Francisco Rubio Llorente el pasado jueves en EL PAÍS para entender lo mucho que está en juego. Mi pretensión hoy y aquí es también alzar la mirada y relacionar la polémica con el debate sobre el espacio público.

Una de las grandes trampas en las que hemos caído es entender los espacios aparentemente vacíos como espacios que ocupar y rellenar. Me preocupa no solo que la propuesta tramposa de Adelson siga su curso, sino que en el caso de que no llegue a concretarse, se dé carta de naturaleza al hecho de que hay ahí, en el Baix Llobregat, una gran extensión de terreno libre para ser utilizado para cualquier uso e iniciativa. La existencia del Parque Agrario, con toda su fragilidad y precariedad actual, debería ser celebrada por propios y extraños. Es muy relevante el hecho de que una gran conurbación metropolitana como la de Barcelona tenga en su interior una rica y fértil extensión de terreno dedicada a usos productivos agrarios. Eso garantiza niveles de autosuficiencia alimentaria que son cada vez considerados estratégicos en el debate sobre el futuro de las ciudades. Solo hace falta ver la orientación que están siguiendo las ciudades implicadas en el movimiento Transition Towns y su énfasis en la resiliencia urbana para entender a qué nos referimos. Lo que necesitamos es fortalecer esa realidad agraria, modernizarla, conectarla mejor con las redes de consumo y orientar su producción para que añada valor a lo que ya hace. Es lamentable que ante la situación de paro y de déficit educativo de muchos de los desempleados solo se nos ocurra pensar en la construcción o los servicios de bajísimo valor añadido.

Necesitamos un debate serio sobre espacio público y sobre bienes comunes. La zona del delta de Llobregat con la reserva estratégica de su acuífero, debería ser considerada y protegida como un bien común. Y deberían tomarse iniciativas para que la extensión agraria hoy amenazada pueda convertirse en un territorio que combine usos productivos con la existencia de iniciativas que refuercen su papel de espacio público vital en una conurbación como la nuestra. Este pasado viernes se celebró en el CCCB la séptima edición de la Bienal Europea de Espacio Público. En el acto de entrega de galardones, el presidente del jurado de esta edición, el arquitecto Josep Llinás, se refirió a la gran heterogeneidad existente entre las 347 obras presentadas, provenientes de 36 países. El propio concepto de “espacio público” tiene la suficiente ambigüedad como para permitir que se presenten obras y actuaciones que van desde la pura reordenación física de algo ya existente por parte de los propios vecinos afectados, hasta sofisticadas y muy costosas intervenciones en ciudades, infraestructuras o interiores de edificios. El jurado decidió conceder una mención especial al 15-M y a la ocupación de la Puerta del Sol de hace poco más de un año. Y lo hizo entendiendo que ello era la expresión social de un profundo malestar sobre el estado de salud de las democracias europeas. El recuerdo de esa ocupación quedará vinculado al espacio de la Puerta del Sol para siempre y, por tanto, esa memoria marcará su condición de espacio público. Tal como lo marca el pasado agrícola, de defensa civil y de ciudad informal que tiene el espacio de las baterías antiaéreas del Turó de la Rovira, cuya recuperación y renovación recibió el premio de esta edición de la Bienal del CCCB.

Me gustaría pensar que, dentro de unos años, el gran espacio del Baix Llobregat hoy objeto de deseo por parte de quienes no pueden entender su valor actual como espacio público y bien común, pueda ser objeto de reconocimiento por parte de especialistas de todo el mundo. Gente que celebre que una comunidad inteligente vio en su preservación, resignificación y mejora una gran oportunidad para encauzar estratégicamente su futuro, apostando por la producción, los servicios y la vida de alto valor añadido.

Joan Subirats es catedrático de Ciencia Política de la UAB.

from Últimas noticias | EL PAÍS http://elpais.com/ccaa/2012/06/30/catalunya/1341090870_240243.html

Trias: un primer año de mínimos

 Xavier Trias cumple hoy un año al frente del Ayuntamiento en unas circunstancias que él querría haber evitado: cuenta con una minoría más precaria que la del último bipartito del socialista Jordi Hereu. Los 14 ediles de CiU sobre los 41 del pleno son, en buena medida, la causa de la parálisis ejecutiva, como se evidencia pleno tras pleno. El viernes pasado había solo 13 puntos en el orden del día del pleno y dos de ellos de concesión de medallas al mérito.

Los primeros presupuestos de su mandato los aprobó con el Partido Popular, del que se ha distanciado para mostrar, en los últimos meses, que también puede aliarse con el PSC para cerrar, por ejemplo, el Plan de Actuación Municipal (PAM) y hasta los presupuestos de 2013. Nada se despejará hasta octubre.

La crisis económica global —aunque no las cuentas del Ayuntamiento, que gozan de buena salud, reconoce finalmente el propio alcalde— y la falta mayoría arrojan un pírrico balance de este primer año. El equipo de Trias ha puesto el acento en lo económico —el déficit cero en 2012 se ha convertido en un mantra— y en modificar —racionalizar es la palabra que utilizan— la estructura heredada de más de 30 años de gobiernos socialistas.

A falta de poder tejer mayorías estables, Trias gobierna a golpe de iniciativas y medidas —ha presentado una veintena— que no requieren votaciones, creando consejos asesores o mesas de trabajo. Sus nombres son vistosos: “Barcelona Empenta”, “Barcelona Creixement” y “Barcelona Innovació”.

Entre estar en el gobierno o en la oposición media un abismo. “No se puede tolerar que atraquen a la gente que viene a Barcelona”, dijo Trias el pasado miércoles en IESE. Utilizó el mismo tono indignado que cuando era jefe de la oposición y reclamaba con vehemencia al gobierno municipal que actuara. Ahora, el alcalde es él. Por áreas, estos son algunos de los puntos más destacados en el primer año del gobierno.

»Hábitat Urbano. CiU ha optado por reabrir planes urbanísticos que ya estaban pactados con los vecinos y aprobados en el anterior mandato, incluso con el voto a favor convergente. Varios ejemplos de esta actuación son: la reforma de la plaza de las Glòries, la de la Gardunya y la urbanización de la zona del AVE en la Sagrera. También los proyectos de los Tres Turons y Vallcarca. CiU ha desbloqueado la reforma de Can Batlló y los accesos provisionales al puerto. Trias ha apoyado la transformación del Port Vell en una marina de lujo. Sin embargo, su apuesta de futuro, el Blau@Ictinea, se ha desinflado antes de tomar forma. Sobre el proyecto de Eurovegas es claramente favorable.

»Seguridad y movilidad. CiU (con el apoyo del PP) está a punto de modificar la ordenanza del civismo que significará la prohibición total de la prostitución callejera. Trias ha anunciado muchas medidas en este gran cajón de la gestión municipal que, sin embargo, no han pasado del mero enunciado: como una nueva ordenanza de la bicicleta y otra de las terrazas públicas. Ni siquiera ha eliminado las bandas de goma de las paradas de los autobuses, a pesa de haberlo anunciado varias veces.

En transporte público, en octubre se estrenarán las primeras líneas de la red ortogonal de los autobuses. El alcalde exhibe como gran medida las patrullas mixtas de mossos y urbanos en el metro. Es verdad que han disminuido en el metro, pero también lo es que han aumentado en la calle.

»Política social y educación. Las arcas municipales están asumiendo lo que no pone la Generalitat. Empezando con las becas comedor, este año el Ayuntamiento ha sufragado 19.000 becas, siguiendo con la construcción de la escuela de primaria Mediterrània y terminando con el incremento de los fondos para las emergencias sociales, que han aumentado tras la congelación y recorte de la renta mínima de inserción por la Generalitat. El gobierno de Trias ha aumentado los recursos el 8% para atender las necesidades sociales. Apoya el modelo concertado de las guarderías públicas, que aplicará en las tres que abrirán el curso próximo.

»Promoción económica. Plena confianza en el motor del turismo —de ahí que se quiera abrir el grifo para más hoteles en Ciutat Vella— y en la capacidad de la iniciativa privada. Con algunos sectores preferidos, como el de los vehículos eléctricos. El gobierno de CiU ha decidido acabar con las políticas de empleo que durante años ha realizado Barcelona Activa para girar hacia la empresa. Trias ha puesto punto final al modelo de las empresas públicas municipales para que todo se centralice en una, Barcelona de Inversiones Municipales (BIMSA).

»Cultura. El equipo de gobierno quiere estar en todo. Desde negociar la colección Thyssen en uno de los pabellones de Montjuïc a potenciar el pasado romano con el plan Barcino, aunque queden en el aire otros equipamientos, como el canódromo. Las señas de identidad: cambios al frente del CCCB y la Virreina; la culminación del Born y la preparación de los actos del tercer centenario del 1714.

from Últimas noticias | EL PAÍS http://elpais.com/ccaa/2012/06/30/catalunya/1341084683_171421.html

FADfest se convierte en la gran ‘kermesse’ del diseño

Diseño industrial y gráfico, publicidad, arquitectura, moda, arte y artesanía: todas las obras finalistas y ganadoras de los premios que otorga el FAD (Fomento de las Artes y del Diseño) en las distintas disciplinas del diseño se exponen hasta el 22 de septiembre en la FADexpo. El mejor diseño del año. Un título que no podía ser otro, ya que la gran exposición interdisciplinaria incluye 577 piezas, seleccionadas entre más de 3.000 que salieron al mercado en 2011. Algunos son diseños que ya forman parte del panorama visual cotidiano, pero la mayoría son poco conocidos, como los sorprendentes packaging para alimentos sofisticados y las gráficas cada vez más minimalistas y refinadas para el vino.

La FADexpo es el evento central del FADfest, actividades y eventos que llenan la ciudad de diseño en todas sus declinaciones a lo largo de 15 días para reivindicar el liderazgo internacional de Barcelona en este ámbito.

A medida que se concedan en los próximos días los premios, que constituyen la esencia del FADfest y un eficaz trampolín para el paso de muchos jóvenes del mundo académico al profesional, irán apareciendo indicados a lado de los trabajos expuestos. Así, el próximo jueves se repartirán los Laus de diseño gráfico y el día 9, los ModaFAD, que se entregarán tras un desfile de jóvenes valores en la plaza Reial. Finalmente, el día 12 se concederán los más veteranos, los de Arquitectura e Interiorismo, en su 54ª edición. El único premio ya fallado es el City to City, que distingue procesos urbanos capaces de cambiar la calidad de vida de los ciudadanos, que ha sido para Río de Janeiro.

En 2011 el FADfest involucró a más de 100.000 personas y 3.200 empresas en 105 actividades.

from Últimas noticias | EL PAÍS http://elpais.com/ccaa/2012/06/30/catalunya/1341086218_774122.html

Cadena humana contra los recortes en Vall d’Hebron

Varios centenares de personas participaron el sábado en una cadena humana reivindicativa alrededor del Hospital Vall d’Hebron como protesta contra los recortes en la sanidad pública catalana. El acto fue convocado por la Plataforma de Usuarios en Contra de los Recortes en la Sanidad, informa Efe.

Con el objetivo de ahorrar, al igual que sucedió el pasado verano, el Departamento de Salud de la Generalitat ha impulsado recortes en la atención hospitalaria con una importante reducción de camas y de la actividad quirúrgica. Así, los principales hospitales de Cataluña tienen previsto a partir de la próxima semana y durante toda la época estival aplicar un plan que dejará fuera de servicio alrededor del 17% de las camas de planta.

Vall d’Hebron, el hospital más grande de Cataluña, cerrará en julio, agosto y septiembre el 11% de sus camas: una media de 121 sobre las 1.146 que tiene. El año pasado esta cifra se disparó hasta las 191 camas, el 23%. Además, de los 39 quirófanos que posee el centro sanitario, una media de 15 de ellos permanecerán cerrados entre julio y septiembre, dos menos en 2011.

from Últimas noticias | EL PAÍS http://elpais.com/ccaa/2012/06/30/catalunya/1341086081_591550.html