Lavandería gratis en el Vaticano para los sin hogar

Con una escoba y un recogedor, el nigeriano Desmond Omokaro, de 18 años, quiere integrarse en Italia y agradecer a los ciudadanos de este país la acogida que le han dado. Pasa varias horas cada día barriendo las calles de los barrios romanos de Prati y Monteverde, cercanos al Vaticano. La energía se la dan los cascos con los que escucha música y las ganas de ampliar los seis meses de permiso de residencia que tiene.

Seguir leyendo.

from Portada de EL PAÍS http://ift.tt/2pb1xI3

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s