El hartazgo que impulsa a Le Pen

Siempre hay una primera vez, y hoy Hervé, Bernard y Maxime se acercarán a la entrada de una fábrica para repartir propaganda electoral de su candidata, Marine Le Pen. Nunca lo han hecho antes, y mientras apuran las cervezas en un bar cercano rememoran su pedigrí militantes —dos de ellos lo son desde hace tiempo; el otro fue comunista durante décadas— y sacan la cartera para enseñar el carné.

Seguir leyendo.

from Portada de EL PAÍS http://ift.tt/2oCd6ap

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s