Bruselas propone un presupuesto común y eurobonos a muy largo plazo

Un total de 33 páginas y dos anexos con nueve páginas adicionales después, las propuestas de la Comisión Europea para reformar la eurozona son una especie de reciclado de ideas que flotan por ahí desde hace años. Forman un corpus de medidas financieras, fiscales y políticas con un calendario difuso —2019 para las medidas a corto plazo; 2025 para las de largo alcance— y un lenguaje extremadamente cauteloso para evitar polémicas indeseadas tras años de tensión marcados por la Gran Crisis, el Brexit y un grado de desconfianza mayúsculo entre los acreedores (Alemania y compañía) y el resto. Pero funcionan también como mensaje político de primer nivel a las cancillerías: el euro, dice el texto al que ha tenido acceso EL PAÍS, no puede seguir así. “No podemos permitirnos esperar a la próxima crisis para actuar”, dispara la Comisión.

Seguir leyendo.

from Portada de EL PAÍS http://ift.tt/2ricq9N

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s