Una ciudad en estado de excepción

Una ciudad de poco más de 300.000 habitantes recibe hoy a cerca de 200.000 aficionados. Hay rincones de Cardiff sacados de un relato distópico. Grupos de entre 15 y 20 agentes circulando de un lado a otro como en un videojuego, furgonetas con cámaras en el techo que graban en todas las direcciones y grupos de élite sin distintivo que funcionan como un sensor: ante cualquier movimiento extraño, brusco o un cambio de dirección de un coche, reaccionan de inmediato.

Seguir leyendo.

from Portada de EL PAÍS http://ift.tt/2qMusDT

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s