El largo verano de los niños de la llave

El verano agrava la situación de los de los llamados niños de la llave, aquellos menores que no tienen quien los recoja a la salida de la escuela y que se pasan la tarde solos en casa mientras sus padres trabajan. Sobre todo la situación de los que están en riesgo de exclusión. El colchón de atención que estos niños tienen en los colegios se desinfla a fin de curso, cuando cierran los comedores escolares y terminan las actividades complementarias. Un informe de la ONG Educo advierte de que en 2016, 580.000 menores pasaron el verano solos en casa (un 66% más que en 2009).

Seguir leyendo.

from Portada de EL PAÍS http://ift.tt/2tvFA5h

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s