Las noches españolas se quedan sin lechuzas y mochuelos

En la novela El camino, de 1950, Miguel Delibes narraba la historia de Daniel, el Mochuelo, un niño de 11 años que recuerda su vida en una aldea antes de mudarse a la ciudad para estudiar el bachillerato. El propio escritor vallisoletano explicó que el personaje —bautizado el Mochuelo por su forma de mirar el mundo con los ojos asombrados— resumía el sentido de su obra: la defensa de la naturaleza.

Seguir leyendo.

from Portada de EL PAÍS http://ift.tt/2wBpx7w

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s